Kumano Kodo

Kumano Kodo

Montañas de Kumano Kodo

Para los amantes de la aventura, la historia y porque no la religión, le presentamos una de las rutas de peregrinación más famosas del mundo, una ruta ligada a una extraordinaria leyenda que a pesar de estar en Japón tiene una cierta familiaridad con la no menos famosa  de Santiago de Compostela. Acompáñanos a conocer un poco más la ruta Kumano Kodo.

Kumano Kodo  es una ruta turística religiosa y hasta mística si se quiere, se encuentra ubicada en la península japonesa de Kii Hanto, la más grande del país del sol naciente, es famosa por su ruta de peregrinación y por los3 grandes santuarios que ahí se encuentran: Kumano Hongu Taisha , Kumano Nachi Taisha y Kumano Hayatama Taisha. Hoy es un sitio sagrado y considerado desde el 2004 Patrimonio Mundial de la UNESCO.

“Kumano Kodo significa en su traducción del japonés, Camino Kumano”

La leyenda

Gran parte de la popularidad de este fascinante lugar se debe a una antigua leyenda que envuelve de misticismo a Kumano Kodo. La leyenda se sitúa en el año 813 de nuestra era, todo empezó  cuando el ermitaño Pelayo observó como una estrella se posaba en la cúspide del bosque Libredón, a unos cuantos kilómetros de Iria Flavia, rápidamente se lo comunicó al obispo del pueblo, Teodomiro; juntos emprendieron un viaje a aquel lugar, para sorpresa de ambos, en aquel lugar encontraron un cementerio romano, y en él una capilla en donde estaba enterrada nada menos que el apóstol Santiago. A pesar de ser un leyenda los pobladores de este lugar siguen asegurando que ahí se encuentran los restos del famoso apóstol.

La leyenda se acrecentó con el viaje del rey español de esa época, Rey de Asturias, Alfonso II “el Casto”, quien llegó con todo su séquito y realizó lo que sería la primera peregrinación al apóstol, inclusive envió a construir una pequeña iglesia llamada “Campo de estrella” (“Compostela”).

Turismo en Kumano Kodo

Hoy el Kumano Kodo se ha convertido en un lugar de interés turísticos, al margen de la veracidad de la leyenda o de otros matices históricos y algunos hasta fantásticos. Todo empieza en Takijiri-oji (nombre que se le da en Kapón para las entradas a las montañas sagradas), la puerta de entrada del Kumano Kodo, en donde existe un muy completo complejo turísticos con restaurantes, hospedajes y servicios de guías, además de tener un hermoso santuario de obligada visita.

Kumano Kodo

Takijiri-oji

Pero desde ahí se acaba la comodidad y empieza un viaje a pie que tiene como primera parada la comunidad de Takahara, en donde además de tomar un descanso podrás ver hermosos paisajes, el periplo continúa y se desciende a la aldea de Chikatsuyu, camino de 13 kilómetros, 18 kilómetros después se arriba a Hosshinmon-oji, en el camino se podrá observar los místicos árboles Nonaka-no-Ipposugi, de 800 años de edad.

Kumano Kodo

La siguiente parada es en paso de Kobiro Toge, en donde la ruta se pone más accidentada hasta Hosshinmon-oji, muy cerca de ahí está la aldea Hongu, en donde hay alojamientos y baños termales. 7 kilómetros después se arriba al santuario de Kumano Hongu Taisha, lugar muy importante en el recorrido, aquí recomendamos visitar la casa de té de Fushiogami-jaya.

Si le entusiasma la idea de realizar esta ruta, hoy existen servicios de guías en el lugar que le facilitarán el viaje, además ya puede acceder a diversos tours guiados.

Deja una respuesta

Captcha *